Clima Mexicali - Isolated Thunderstorms, Min: 29 C, Max: 39 C
Clima Tijuana - Parcialmente Nublado, Min: 18 C, Max: 27 C
Mexicali Centro Autos - 10:00 am PDT30 min, 8 líneas abiertas
Mexicali Centro Peatonal - 10:00 am PDT40 min, 3 líneas abiertas
Mexicali Centro Ready Lane - Update Pending
Mexicali Centro SENTRI - 10:00 am PDT0 min, 2 líneas abiertas
Mexicali II Autos - 10:00 am PDT40 min, 2 líneas abiertas
Mexicali II Peatonal - 10:00 am PDT0 min, 2 líneas abiertas
Mexicali II Ready Lane - 10:00 am PDT15 min, 5 líneas abiertas
Mexicali II SENTRI - 10:00 am PDT0 min, 1 líneas abiertas
Tipo de Cambio 16/12/2012 -
Compra : 12.85 ,
Venta :
13.10

La segunda vuelta, un nuevo comienzo.

Habrá quienes digan que las segundas partes no son buenas y puede ser, en las películas por ejemplo son pocas las que logran superar o igualar a la primera. Sin embargo, de acuerdo a la experiencia propia y a la experiencia de vida compartida, sucede que las películas también tienen sus excepciones (Como “Ralph el demoledor wifi”) y lo mismo sucede con las relaciones.

Como dice el dicho: “Cada quién habla de cómo le va en el circo”

En este fin de año, leí más de dos manifestaciones de conocidos y amigos hablando de su soltería, de su deseo de encontrar pareja, de no estar solos.

Fui testigo de separaciones, recuperaciones, reencuentros, etc. Puedo hablar desde mi balcón de espectadora viendo los toros desde la barrera y también desde mi propia experiencia.

Empezaré por mí: Soy una mujer de 48 años a la que la vida le dio una segunda oportunidad, hace exactamente 11 años (Dicho sea de paso, el once es mi número constante).

El evento será tema de otra columna, algún día –hoy no-. En esta segunda vuelta en materia, puedo compartirles que definitivamente no me entristecen las mismas situaciones que solían ponerme triste antes de ese primero de Enero.

No me “clavo” en nimiedades y escojo muy bien en qué voy a utilizar mi energía ya que no pienso desperdiciarla, nunca más.

Que si mi amiga no me llamó o le da prioridad a mi otra amiga… ¡No pasa nada!

Que si no me invitaron a festejar o a tomarme la foto grupal, o al partido o al concierto, ¡No pasa nada!

La lengua larga de las personas, me parece algo irrisorio y prefiero oír en vez de escuchar chismes, críticas destructivas y prejuicios.

Me divierten las cosas cotidianas, me río y me sorprendo de lo que veo en la calle todos los días. Me conmueven las parejas abrazadas, los hermanos que se comparten y se aman. Me conmueven los niños que trabajan para ayudar a sus padres (Eso me ha pasado desde pequeña pero ahora me despierta el lagrimal).

Si hablan de mí o demeritan mis logros; si suponen, si especulan, si me señalan… Siempre digo: “como si fueran a poner una calle con mi nombre”.

La vida tiene este sólo boleto sin viaje redondo… No hay ida y vuelta. Algunos hemos sido afortunados de ser un reencuentro con la verdad de nosotros mismos, o sea: un milagrito.

Y quizás por eso, a quienes hemos estado en el dintel de la mañana para volver a nacer, nos toque la misión de compartir en vida hablando, ejemplificando que no se puede tomar a la ligera cada segundo que respiramos y que si se debe tomar a la ligera cada señalamiento que sea destructivo.

Nos toca construirnos y reconstruirnos una y otra vez. Y así, paralelamente a este acontecimiento está mi vida en pareja… Un nuevo comienzo.

Para el “Grosso” (Culturalmente hablando) pensar en tener pareja después de un suceso traumático que conlleva psicoterapias, fisioterapias; aunado a no poder trabajar por falta de movilidad y tener tres hijos pequeños…es casi punto menos que imposible. Pero lo cierto es que para el amor, no hay imposibles.

El regalo de amarse atrae, porque si te amas…te aman. Y siempre, siempre, siempre hay un roto para un descosido y un Pancho pa’ su Rosita. Tal es el caso, el mío.

La alineación se armonizó con la presencia de un gran hombre en mi vida, una pareja que le hace honor al significado de la palabra siendo: parejo, igual. Y estoy segura que todo responde y corresponde, ya que me di la oportunidad de creer en el amor, de creer en mí y no dejar que venciera el miedo.

Y no quiero sonar como un oráculo o una oruga sabionda con lentes y una bola mágica al frente, pero a todos se nos da la oportunidad de vivirlo, es sólo que a veces no nos damos la oportunidad o no lo creemos o no nos la creemos, o simplemente, no estamos preparados y buscamos relaciones que no eran la “buena”. (Eso también será otro tema de columna –póngamoslo en post-it); o somos la parte que no es la buena

Ah porque está bien chilo para muchos andar de pica flores y luego lamentando la crisis existencial propia; apostando a que la vida no pasa y no se envejece…y cuando menos piensan ¡zas! Ya con medio siglo a cuestas y sin la madurez para asumirse y asumir; y por ende, criticando lo que no se tiene con la vara de un juez que se siente adolescente y eterno.

Dicho de otra manera: Mientras no se madure, estará cabronsísimo encontrar esa pareja para armonizarse.

El relato puede sonar a una página de libro de superación personal, pero “nel pastel”; es simplemente mi punto de vista desde mi rincón. Un rincón acogedor y cálido lleno de subidas y bajadas y muchos retos desafiantes. Pero en donde sí y siempre sí, ha triunfado el amor.

Y esto va para todo mi género: Mujeres, asúmanse. Nadie nunca les está haciendo un favor y si así lo sienten, entonces deben comenzar por un trabajo muy arduo y consciente de amor propio.

No valen menos por ser madres solteras, o por tener un acta de divorcio. ¡Es sólo una “pinche” acta” eso no las define! Las definen sus actos, la entrega y pasión que imprimen a lo que hacen, el gusto por la vida, su sensibilidad, su instinto de protección, su fortaleza.

No podemos ajustarnos a un saco que alguien más ha confeccionado para otra talla. El saco lo confeccionamos nosotras mismas.

Y esto va para los del otro género: Hombres, asúmanse hombres. No machos, no insensibles, no insensatos, no solamente proveedores. Obviamente a Ustedes el corrido no les pinta tan mal con un acta de divorcio, porque en la sociedad hasta se vuelven “interesantes y codiciados” pero en la realidad del Ser; somos equivalentes, no iguales…equivalentes.

Y tienen derecho a ser mandilones, a desdoblarse y multiplicarse, a darse…porque al final del día cuando sean ancianos seguramente sus “compas” no serán suficientes para consolar la soledad, que haya resultado de no haberse permitido vivir en pareja porque “Van a decir que soy mandilón”.

¿Y? ¿Esos “juececillos” turulecos y turbulentos qué harán por esa parte esencial de amar en sus vidas? Y la “Neta netosquiana” mundial: ¡Ustedes rifan cuando son esencialmente hombres! no hay imán más grande para una mujer que un hombre seguro, amable, sincero, congruente, trabajador, entregado, relajado.

Las segundas vueltas, tienen una gran ventaja. Es como subirse dos veces a la montaña rusa; la primera vez, te toma por sorpresa la bajada, la curva a la derecha o la izquierda (Aunque la hayas visto mientras hacías fila).

La segunda vez te subes y levantas las manos donde sabes que se puede y puedes por momentos cerrar los ojos; no vas con miedo porque si bien es la misma montaña rusa, el viaje siempre es diferente, va otra gente en el carrito, corre otro viento, hay otros sonidos pero lo mejor de todo es que ya no tienes miedo. Ya te sabes un buen “rider” ya sabes que pudiste recorrerla.

No cometes los mismos errores, ni los mismos abruptos. No discutes por tonterías, concilias con mayor facilidad.

Respetas el pasado que forjó a esa gran persona que te acompaña. Conoces lo que es salir adelante solo o sola y apoyas las actividades de tu pareja con sus hijos (En caso de que tenga) y entiendes porque así lo vives, que los hijos son prioridades y no te afecta.

Y también aprendes a defender lo que te corresponde: Tu respeto al tiempo de ambos, tu dignidad, tu lugar.

Las segundas vueltas, en resumen ascienden de ser otra oportunidad a ser UN NUEVO COMIENZO.

Ps.1. “Pues es que por algo le pasaron las cosas” – “Uhh mufasaaa te cambiaría los zapatos por un ratito pero ni así creo que se te ablande el alma” O sea: “Que les valga madre y atesoren lo que son.
Ps.2. Que si lo intenté varias veces pero no resultó. – Mientras no se te haga un “hobby” sigue intentando siempre y cuando tu amor propio (No tu soberbia) vaya por delante.
Ps.3. El dinero no es el compañero eh? Si se trata de buscar cartera, eso es fácil pero no debe ser lindo poner la cabeza en la almohada cercana al aliento de quien lejos de ser el amor de tu vida, sea el proveedor de caprichos. (Aunque ahí también aplica el cada quien, pero aquí estamos hablando de amar). Entonces no confundan el amor con el placer. Ni el hambre con las ganas de ir al baño jiji.
Ps.4. No hay príncipes, ni princesas en este continente. Y no creo que las monarquías sean lo de hoy, así que…busquen realidades paaaaaar favaaaaaar.
Ps.5. Si camina como pato y hace como pato, ¡Es un pato! No es un cisne chaparro y con cuello corto.
Ps.6. y la más importante: ¡Abrácense con amor a ustedes mismos chingada madre! Siempre el amor está en vigía. ¡FELIZ 2019 y gracias por formar parte de mi docena de lectores!